Overblog Seguir este blog
Edit post Administration Create my blog
3 septiembre 2016 6 03 /09 /septiembre /2016 13:18
Vestido de algodón y botines 'peep toe' de terciopelo, de Prada. Butaca, de Old School. Foto: Alfonso OhnurRealización: Isabel Moralejo

Vestido de algodón y botines 'peep toe' de terciopelo, de Prada. Butaca, de Old School. Foto: Alfonso OhnurRealización: Isabel Moralejo

Monoshort de punto, de Max Mara. Tela de fondo, de Gastón y Daniela. Foto: Alfonso OhnurRealización: Isabel Moralejo

Monoshort de punto, de Max Mara. Tela de fondo, de Gastón y Daniela. Foto: Alfonso OhnurRealización: Isabel Moralejo

Por: Juan Sardá

3-9-2016

Tiene una belleza rotunda, indiscutible. Ana de Armas (La Habana, Cuba, 1988) es tan hermosa que resulta imposible no sentirse incluso un poco turbado. No solo eso, Ana tiene una mirada clara y decidida, la de una mujer que da la impresión de que siempre ha sabido lo que quiere y está dispuesta a conseguirlo. La misma energía que la hizo trasladarse a los 18 años desde su Cuba natal para enfrentarse a un desconocido Madrid y triunfar, y la que la llevó hace dos rumbo a Los Ángeles, donde rueda películas con Keanu Reeves, la secuela de 'Blade Runner' o 'Juego de armas', nueva comedia del supertaquillero director de 'Resacón en Las Vegas' que se estrena el 9 de septiembre.

Vestido de raso y encaje, de Paule Ka. Zapatos de vinilo y cintas de terciopelo, de Valentino. Taburete, de Batavia. Foto: Alfonso OhnurRealización: Isabel Moralejo

Vestido de raso y encaje, de Paule Ka. Zapatos de vinilo y cintas de terciopelo, de Valentino. Taburete, de Batavia. Foto: Alfonso OhnurRealización: Isabel Moralejo

Hay cubanos y cubanos, y hay cubanas como Ana, una chica seria y concienzuda a la que le gusta hacer bien las cosas y a la que las cosas no le salen bien por casualidad. Porque ella no es mujer de desbarajustes sino de estudio, trabajo y esfuerzo, y la suya también es una historia, con mucho 'glamour', eso sí, de una emigrante valiente que sabe que es ella la que tiene que esforzarse para triunfar y adaptarse. La suya es una estrella que ya se ha hecho grande y que lo será más cuando estrene 'La hija de Dios', un 'thriller' con Keanu Reeves, y la secuela de 'Blade Runner', superproducción que se atreve a recrear el universo de una de las películas más míticas de la historia del cine, en la que comparte cartel con Jared Leto, Ryan Gosling o el mismísimo Harrison Ford.

Acompañada de Elvis, su inseparable bichón maltés, acude a España, el país que fue su casa durante ocho años y en el que dos series, 'El internado' e 'Hispania', y lapelícula 'Mentiras y gordas' (2009) le dieron una celebridad supersónica, en una visita relámpago para promocionar 'Juego de armas', en la que Ana ya se codea con estrellas como Jonah Hill. Recuerda que estaba en un supermercado cuando le dieron la noticia de que la habían elegido, y se puso a gritar de alegría. En el filme, inspirado en una historia real, interpreta a la novia del protagonista, un joven que, por una serie de azares rocambolescos, acaba vendiendo armas a las tropas de Irak y engañando al Gobierno de Estados Unidos.

Tu nueva película, 'Juego de armas', trata un tema tan actual como el contrabando. ¿Superará Estados Unidos su problema con la violencia?
Es un problema que arrastra desde hace muchos años y sigue igual. Hay que hablar de ello pero mucha gente no quiere porque es un negocio. Esta es una historia real y lo más terrible es que pasó y continúa pasando. El Gobierno de Estados Unidos tiene a gente vendiendo armas en Irak y creo que es bueno que la gente lo sepa. Cuántas cosas se destapan y nos horrorizamos.
¿La chica a la que interpretas es ingenua o prefiere no saber nada?
Cuando llevas tres años con una persona, si no existe confianza ya me dirás. Ella está enamorada de él, tienen un proyecto de vida en común y está esperando un hijo. Lo más grave en una relación es que haya mentiras, porque lo esencial es esa confianza mutua. No creo que sea una ingenua, pienso más bien que ella representa la madurez, la maternidad, el hogar. Es la más cuerda de toda la película.
De todos modos, él más que malo da la impresión de que se ha metido en un lío tremendo y no sabe cómo salir.
Es un chico que se encuentra en una situación desesperada. Su negocio de las sábanas no funciona. Lo de masajista es un horror. Vive de una manera muy humilde y es lógico que se sienta frustrado, el dinero es fundamental. Pero la relación va bien. Ella lo necesita y está enamorada. Además, a los 22 piensas que controlas pero en realidad te queda mucho por aprender. No lo justifico, es un idiota, pero dentro de lo malo por lo menos siempre intenta hacerlo lo mejor posible.
Vestido de lentejuelas, de JV by Jorge Vázquez. Chaqueta, de Miu Miu. Sandalias de ante, de Jimmy Choo. Foto: Alfonso OhnurRealización: Isabel Moralejo

Vestido de lentejuelas, de JV by Jorge Vázquez. Chaqueta, de Miu Miu. Sandalias de ante, de Jimmy Choo. Foto: Alfonso OhnurRealización: Isabel Moralejo

¿Cómo se llega a conseguir un papel en una superproducción como esta?
Es un largo proceso de 'castings' con muchas audiciones. Mi nivel de inglés no era el mismo que ahora y podía imaginarme que actrices muy buenas también estaban siendo consideradas, así que era fácil sentirse muy insegura. Te preguntas si haces lo que querrán pero sigues adelante. En este tipo de películas hay mucha gente que opina sobre tu papel y creo que lo que me hizo llevármelo fue que Todd (Phillips, el director) vio esa figura maternal en mí.
¿Sientes mucha presión en Hollywood?
No es mi país, no es mi idioma, no es mi cultura. Hay muchísima competencia y todos los actores que están trabajando en ese nivel tienen un gran talento. Sientes ese peso quieras o no. Me acuerdo que, cuando me llamaron para darme el papel, estaba en un supermercado con una amiga y empecé a gritar y la gente de alrededor me felicitó. Fue muy emocionante, porque era mi primera película de estudio. Sentí que de verdad estaba dando un paso, ya que las dos anteriores ('Hands of Stone' y 'Toc Toc') habían sido independientes.
Estás en la cresta de la ola. ¿Cómo lo has conseguido?
Ha sido un proceso gradual, pues empecé desde cero, cuando nadie me conocía. Poco a poco te tienes que ir dejando ver: en oficinas, en reuniones e incluso en bares. Es muy difícil que directores tan taquilleros como Todd Phillips se fijen en ti. En el lugar donde rodamos, en la Warner, cada estudio tiene una placa en la que pone las películas que se hicieron allí. Esta se grabó en el mismo sitio que 'Casablanca' y eso tiene un poso espectacular. Te sientes parte de una historia muy grande.
Vestido de seda y zapatos, de Tommy Hilfiger. Foto: Alfonso OhnurRealización: Isabel Moralejo

Vestido de seda y zapatos, de Tommy Hilfiger. Foto: Alfonso OhnurRealización: Isabel Moralejo

¿Por qué te fuiste a Los Ángeles?
Siempre he tenido la inquietud de hacer más cosas y ya llevo dos años y pico. No es que me aburriera, pero en España sentía que los papeles que me llegaban no eran interesantes y que se estaban haciendo muy pocaspelículas. Jamás había pensado en Estados Unidos. Soy una de esas pocas cubanas sin familiares en el país y surgió porque una agencia de representación muy potente me propuso trabajar conmigo. Yo exijo a la gente que me rodea y me gusta también exigirme a mí misma. Si ellos confiaban en mí, mi primera obligación era trabajarme a fondo el inglés.
¿Cómo fue el choque con la ciudad?
Cada vez me siento más integrada aunque al principio fue muy difícil. En Nueva York viví cinco meses y enseguida hice amigos, pero en California es mucho más complicado. Las culturas tienen que darse tiempo para conocerse, enriquecerse y mezclarse. Tú no puedes llegar a un lugar y esperar que todo te funcione de repente. Las ciudades crecen en ti a medida que las vas viviendo y eres tú el que tienes que hacer el primer esfuerzo por adaptarte.
¿Son muy distintos los americanos?
Totalmente. Los españoles tenéis esa cosa muy bruta, espontánea y fresca con la que yo me siento más identificada. Ellos son muy perfeccionistas y más cuadriculados, aunque cuando se vuelven locos, se vuelven locos. Poco a poco voy entendiendo sus reacciones, comprendo por qué tienen ese acento o la postura del cuerpo, es una cuestión cultural que tiene que ver con su historia.
Chaqueta de punto, de Claudie Pierlot. Gorra de la colección TommyxGigi (Gigi Hadid para Tommy Hilfiger). Tela de fondo, de Gastón y Daniela. Foto: Alfonso OhnurRealización: Isabel Moralejo

Chaqueta de punto, de Claudie Pierlot. Gorra de la colección TommyxGigi (Gigi Hadid para Tommy Hilfiger). Tela de fondo, de Gastón y Daniela. Foto: Alfonso OhnurRealización: Isabel Moralejo

¿Qué fue lo más duro?
Hay momentos complicados pero nunca debes olvidar que, en primer lugar, irte fue tu decisión. Hay actores que siguen hablando inglés con mucho acento y dicen que si los quieren bien y, si no, también. Yo no deseo ponerme límites porque si no hablas como una americana quizá tienes suerte y hay un personaje que te encaja, pero así vas a perder muchas oportunidades. Fue cuestión de ir a la escuela, trabajar con mi 'coach' y aprender y aprender. Cuando en los 'castings' me decían que aún me faltaba no me lo tomaba a mal, sino como un estímulo para ponerme aún más las pilas.
¿Echas de menos Madrid?
Sí, muchísimo. A Fer, a Niko, a Nydia, a Elena..., trato de mantener el contacto todo el rato, para mí es muy importante.
¿Cómo llevas estar separada de tus padres?
Es lo más duro. Hablamos todos los días ya sea vía 'mail', skype o mensajes. Es lo que me mantiene centrada en Los Ángeles, porque es una ciudad en la que resulta fácil olvidarse de las cosas que son importantes de verdad en la vida. No voy a Cuba tanto como me gustaría, pero ese contacto emocional es fundamental.
Vestido de Paule Ka. Taburete, de Batavia. Foto: Alfonso OhnurRealización: Isabel Moralejo

Vestido de Paule Ka. Taburete, de Batavia. Foto: Alfonso OhnurRealización: Isabel Moralejo

¿Ha cambiado a mejor Cuba tras la visita de Obama?
Es muy triste lo que está pasando y estoy muy preocupada. No hay trabajo, no hay comida, no hay dinero, no hay ni siquiera electricidad. Y sigue habiendo muchas cosas ocultas y mucha censura. Cuando observas estas aperturas y estos cambios ves que no se están llevando en la dirección adecuada para ayudar a la gente.
¿Tienes el corazón ocupado?
Solo te diré que estoy muy, muy feliz.
Fuente: El Mundo.es

 

Compartir este post

Repost 0
Published by vozdesdeeldestierro.juancarlosherreraacosta.over-blog.es
Comenta este artículo

Comentarios

Presentación

  • : Blog Voz desde el Destierro
  • Blog Voz desde el Destierro
  • : Esta Página, "Voz Desde el Destierro", pretende que sea una tribuna en la Red de redes, para aquellos que no tienen voz dentro de la isla de Cuba, para romper el muro de la censura, la triste y agobiante realidad del pueblo cubano. Editor y redactor: Juan Carlos Herrera Acosta. Ex-preso Político de la causa de los 75.
  • Contacto

  • vozdesdeeldestierro.juancarlosherreraacosta.over-blog.es
  • Luchar por el Derecho a los Derechos en Cuba
  • Luchar por el Derecho a los Derechos en Cuba

">