Overblog Seguir este blog
Edit post Administration Create my blog
16 noviembre 2013 6 16 /11 /noviembre /2013 06:05

 

El acuario está dañado en un 60 por ciento de sus instalaciones

La Habana/ 15-11-2013

Por: Leonel Alberto P. Belette

¿Se podría concebir un restaurante cuyo objetivo sea incomodar a los clientes? Pues en el destartalado Acuario Nacional de Cuba (ANC) existe uno, con esta “exclusividad marxista”.

Si tras ver los peces, usted intenta entrar al restaurante “Gran Azul”, una dependiente le dirá que debe regresar, a la puerta, para sufragar un “cover” de 5 CUC (equivalente al dólar) por cada adulto, y 3 CUC por niños.  Y no reintegrables en ningún caso.

Basta asomarse al restaurante. Está vacío (la foto con comensales es de publicidad del Acuario).

Las quejas llueven, pero las explicaciones son todavía más absurdas: “Se trata de una medida implementada por la administración, para evitar que los consumidores de cerveza ocupen las mesas durante horas”. Otros empleados dicen que  “fue una orden dada para impedir que el público entrara sin pagar; debido a que inicialmente no se cobraba la entrada al Acuario si solo iban al restaurante”.

“Gran Azul” podría ser acogedor: Cuenta con un visor desde donde se puede ver, a través de una pared de cristal,  el espectáculo de los delfines.  Y aunque no es barato, y se cobra en moneda fuerte, sus precios son aceptables, en comparación con sitios de menos rango.

¿Mantienen el restaurante vacío, para evitar que los piratas desvíen los mariscos y otros productos del mar, hacia el mercado negro”?

Quién sabe. Lo cierto es que, si usted se queja, es sometido a vigilancia por el subdirector, mientras esgrime, amenazador, su barriga cervecera: mezcla de militar jubilado y policía económico.

Ay del Acuario Nacional, uno de los pocos sitios de recreo para familias. Más de un 60 por ciento de sus áreas están dañadas por el paso de ciclones, por la inopia estatal y la inclemencia del salitre.

Un buzo en la superficie

Mientras buscaba explicación a los problemas del restaurante, se me acercó un “buzo” para proponerme un traje de buceo. No me sorprendió que un mal remunerado empleado vendiese sus herramientas, o las de otro, sino mirar el traje de neopreno, con 5 milímetros de espesor, que podría asfixiar de calor a un buzo cubano dentro de las cálidas aguas del mar habanero.

Este reportero, en cuatro ocasiones, trató de hablar con Guillermo, director del Acuario, Puig, el Subdirector, nunca estuvo. Ambos estaban en “clases de formación de cuadros”, como llaman a recibir instrucción de las dogmáticas normativas marxistas.

Por último, el director salió de viaje al exterior. También me fue imposible entrevistar a los buzos, que no regresaban de las provincias. Imagino que no se hayan derretido con las “saunas” del traje de  neopreno.

Una solución propuesta por algunos trabajadores es transformar el Acuario en una cooperativa privada, donde el Estado mantenga acciones y los empleados sean estimulados con parte de las ganancias; pero únicamente les han permitido ser unidad auto presupuestada, o sea, administrada según inoperantes pautas marxistas.

Con el actual retroceso en las aperturas económicas, sus empleados dudan que el Acuario Nacional regrese al esplendor de sus primeros años.

Fuente: Cubanet.org

Compartir este post

Repost 0
Published by vozdesdeeldestierro.juancarlosherreraacosta.over-blog.es
Comenta este artículo

Comentarios

Presentación

  • : Blog Voz desde el Destierro
  • Blog Voz desde el Destierro
  • : Esta Página, "Voz Desde el Destierro", pretende que sea una tribuna en la Red de redes, para aquellos que no tienen voz dentro de la isla de Cuba, para romper el muro de la censura, la triste y agobiante realidad del pueblo cubano. Editor y redactor: Juan Carlos Herrera Acosta. Ex-preso Político de la causa de los 75.
  • Contacto

  • vozdesdeeldestierro.juancarlosherreraacosta.over-blog.es
  • Luchar por el Derecho a los Derechos en Cuba
  • Luchar por el Derecho a los Derechos en Cuba

">